dissabte, 26 de gener de 2013

EL BAILE ACABÓ


Se acabó el baile,
la ciudad duerme ahora a nuestros pies.
Tuvimos la magia entre las manos,
el secreto del mundo,
la poesía más bonita.

Cantamos alrededor de una hoguera,
saldamos deudas
y ardieron deseos en cada curva de tu cuerpo.
Pero hoy,
ya solo tenemos una historia por contar.

Soñamos con ser diferentes
pero somos iguales que los vecinos del 1º,
nos desgasta la rutina
y morimos con cada noche sin mar.

El viento se ha llevado mucho
y ha dejado sólo un cuerpo cansado.
Ahora espera una travesía por el desierto,
y con un poco de suerte
tocará actuar en una nueva función.  


1 de enero de 2013

dimecres, 16 de gener de 2013

CERTEZAS DE LA DISTANCIA

El pasado fin de semana estuve por Trieste y por la costa de Eslovenia. Hacía tiempo que no veía a un gran amigo que está estudiando fuera e hice una escapada para estar con él, para hacer este breve e intenso viaje juntos, con las mochilas casi vacías de material para llenarlas de momentos! Y cuando aún iba solo, en tren de Venecia a Trieste, hice este poema. 
A ver que os parece! Abrazos!!


Baila tu recuerdo tras el cristal
Europa desnuda (ante mi) uno de sus rincones
y cae el sol, mediodía anaranjado.

Esta distancia me regala certezas:
es tu boca mi hogar,
tus manos mi mejor compañía.

Aquí el agua de río es azul,
el idioma me es extraño,
las palabras se refugian en esta libreta.

Me acompañan las melodías de Diego 
sonando en el mp3,
lo más indispensable del equipaje.

Se cuelan por la ventana
belleza y reflejos,
también el miedo vestido de frío.

Y de repente el mar,
llegando con su eterna calma
regalándome una imagen siempre familiar.



Tren Venecia – Trieste, 11 de enero de 2013

dijous, 3 de gener de 2013

VOLVERÁ A SALIR EL SOL



A mi padre,

A veces cuando regreso a casa
dejo de ser el campeón,
me vuelvo cobarde.
Desaparece la magia del poeta
y se acumulan las derrotas.


Pierdo las batallas
que no se producen en el papel en blanco,
con un lápiz como arma.
Las palabras son buenas aliadas,
pero hay veces
que los golpes duelen más.


Y es cierto,
existen días en que el gris gana
y parece imposible remontar la partida.
Pero tu y yo somos valientes, verdad?
Cogeré del armario la fuerte armadura
y lucharé a tu lado sin cuartel.
Podrán decir muchas cosas
pero nunca que no lo intentamos.

Tus palabras estuvieron ahí
cuando no levantaba un palmo del suelo,
cuentos con moraleja,
me educaste a amar a cada árbol.

Hoy son mis manos
las que quieren cuidarte.
Fuera nos espera un mundo,
sé que lo conquistaremos.
Habrá un mañana,
volverá a salir el sol.


Dicembre 2012 / Enero 2013