dimecres, 29 de maig de 2013

PRESENTE Y PROYECTOS

Hace días que os debo una entrada, un post con poesía, o un intento de ella. Hace días que necesito urgentemente apagar el mundo, dejarlo fuera y sentarme solo ante un papel en blanco, de verdad o en un word, y dejar volar los dedos. Recoger trozos de poemas que duermen en el móvil o en la libreta esperando convertirse en parte de algún todo.

Pero la verdad es que el tiempo se me vuela entre las manos, y entre el trabajo que por horarios me roba prácticamente todo el día y algunos compromisos, no me queda tiempo para nada. A esto hay que sumar los proyectos que estoy preparando para el presente y el futuro, como la musicación de algunos de mis poemas con mi querido compañero y músico Mike LaMotta, propuesta que por cierto pudimos presentar en público por primera vez el pasado 16 de mayo en el Espacio Cultural Inusual Project de Barcelona. La gente salió contenta, les gustó y eso nos anima a seguir trabajando en ello, a perfeccionar aún cosillas e ir cerrando bolos, que ya os anunciaré!

Y como cuando la rueda empieza a girar ya sabéis que no se para, también aprovecho para comentaros que en el próximo concierto del cantautor Diego Ojeda en Barcelona (15 de junio en Pipiolo Bar, 21 h) tendré el enorme placer de recitar algunos poemas. Algo así como un telonero poético, cosa que me hace tremenda ilusión y que es todo un honor!

En fin, os dejo por aquí algunas fotos de la presentación del proyecto musico-poético que os he comentado, y también el link de mi página en facebook  (https://www.facebook.com/joancampstallerdesomnisblog) donde estoy más activo y voy colgando las movidas en que voy trabajando por si os apetece seguirme!

Abrazos fuertes!!


dimarts, 7 de maig de 2013

SUEÑOS Y PARAÍSOS



Llega de golpe la noche
y me encuentra perdido entre otros cuerpos
buscando tu olor,
aquel sabor indescriptible
de cielo rociado con veneno.

Busqué tu primavera,
con sus flores de colores
pero sólo hallé hojas secas en un otoño infinito.
Copas llenas bien cargadas de olvido
en una fiesta donde la música no es de mi gusto.

Y mientras escribo siempre el mismo poema
la ciudad me mira
con la pena caritativa de un rico a un mendigo,
aquella mirada que no comprende nada.

Bebí de las mejores mieles robadas,
deambulé por un paraíso que no me pertenecía
y ahora pago los pecados capitales que cometí.
Algunos de ellos en tu nombre.
Otros por la simple obsesión de no querer crecer.

Soñé que escribía el mejor poema de la historia;
hablaba de una colina y un valle,
del descanso tras una dura batalla
y acababa con un dulce besos de tus labios.

Pero al despertar ahí estaba la realidad
sentada en el sillón con poderío,
con tu ausencia en el regazo
y  en la tele el ministro y sus recortes.



Primavera 2013